HERNÁN PADILLA: Colapso del territorio colonial

23 de diciembre de 2013

Colapso del territorio colonial

HERNÁN PADILLA

Ante el colapso social y politico-económico que vive Puerto Rico es nuestra responsabilidad definir el estatus que rige en la Isla y al que el pueblo le revocó su consentimiento.

Engaño-del-ELA

Engaño-del-ELA

El ELA es un territorio segregado donde impera una condición de discrimen político que niega la igualdad que tienen nuestros conciudadanos en los estados de la unión; igualdad que es imprescindible para poder lograr nuestro desarrollo pleno con igualdad socioeconómica y política, dentro del marco constitucional de Estados Unidos El nombre de “Estado Libre Asociado” es una contradicción política y jurídica ya que la Ley Pública 600, aprobada por el Congreso en 1950, no significó un cambio de estatus sino que autorizó a Puerto Rico a adoptar su propia Constitución que rigiera sólo sobre cuestiones locales.

El ELA promueve un “estado de desigualdad” política ratificando nuestra condición de colonia. Impide la plena igualdad para garantizar constitucionalmente la ciudadanía americana para las futuras generaciones, así como la participación en las tres ramas del Gobierno federal; la igualdad de derechos civiles, y la paridad de beneficios como el resto de nuestra nación.

El Estado Libre Asociado no es estado como los otros 50 estados, no es independiente como una república y no está asociado como si hubiera existido un pacto entre “iguales”. La condición territorial y colonial actual nunca ha sido, ni será permanente porque carece de reconocimiento en el derecho internacional.

La Constitución de Puerto Rico está supeditada a la Constitución y leyes de Estados Unidos. Únicamente estableció un gobierno local y no constituye un instrumento político que cambiara o alterara el estatus territorial. Es un régimen colonial sin representación congresional proporcional de senadores y representantes y sin derecho a votar en elecciones nacionales por el presidente y el vicepresidente.

Ante esa realidad, algunos de los llamados “soberanistas”, han propuesto un “nuevo país o Estado Libre Soberano (república asociada) que no tiene cabida bajo la Constitución de Estados Unidos de América.

El Grupo de Trabajo de Casa Blanca confirmó que la “libre asociación es un tipo de independencia”, un pacto basado en la soberanía nacional de cada país que puede ser revocado unilateralmente en cualquier momento, y los senadores Ron Wyden y Lisa Murkowski del comité senatorial que estudia el status de Puerto Rico recomendaron excluir la opción de un “Estado Libre Asociado” mejorado de cualquier proceso futuro, ya que no cabe bajo el ordenamiento constitucional americano.

Algunos no admiten que Estados Unidos es nuestra nación. Sostienen que Puerto Rico “es una nación y que aunque dejemos de ser ciudadanos americanos podremos seguir utilizando el pasaporte de Estados Unidos”. Tampoco quieren admitir que nuestra economía es parte integral de la economía de Estados Unidos.

El estancamiento y el desplome del ELA, causado por una condición de indefinición política, tiene un enorme costo para Puerto Rico. La incertidumbre política obstaculiza solucionar los graves problemas que confronta Puerto Rico, desalienta la inversión y genera inestabilidad socioeconómica.

El ELA fracasado no es atractivo para atraer nuevas inversiones que generen empleos. Bajo el ELA no existen las ventajas y los incentivos que tienen estados como Florida. Puerto Rico vive bajo un estatus político incierto que no puede garantizar inversiones a mediano y largo plazo.

El estatus actual es sinónimo de colapso social, político y económico que obliga a miles de puertorriqueños a emigrar hacia uno de los estados en busca de igualdad, empleos, mejor calidad de vida, garantías constitucionales, derechos individuales, las libertades civiles y las oportunidades de crecimiento personal y colectivo.

No puede sorprender que el Grupo de Trabajo de Casa Blanca afirmara que “la incertidumbre sobre el estatus está frenando a Puerto Rico en materia económica”.

El modelo colonial del territorio del ELA fracasó como experimento político-económico y social y es necesario buscar una alternativa realista viable, la estadidad.

********

De Alex Vallecillo:

Excelente Dr. Carlos H. Padilla. El ELA esta quebrado y no puede sostener las obligaciones incurridas. Ahora hasta los jueces estan en garata con los legisladores para que no le “reformen”sus retiros. No existen los recursos para poder mantener la deuda, la nomina ,y las otras obligaciones de programas y servicios ofrecidos laudablemente por ese gobierno benefactor. AGP dile la verdad al pueblo, para que este mejor preparado a confontrar la crisis. A menos que sea mejor mantener a todos ignorante o divorciados de la realidad.
2013/12/22 Carlos Padilla <C1padilla@hotmail.com>

http://cpipr.org/inicio/index.php?option=com_content&view=article&id=134:la-bomba-de-retiro-explota-en-8-anos-y-no-hay-quien-la-desarme&catid=58:actualidad&Itemid=105

Con el derrumbe del muro de Berlín aprendimos  que el socialismo no funciona.  No funciona porque el problema de asignarle precios a los bienes y servicios es un problema demasiado complicado para una Junta de Planificación. “No se puede”, le dijo Ludwig von Mises a Lenin en 1917. El mensaje fundamental de la economía es que la producción tiene que estar descentralizada y que los precios se tienen que determinar por el libre juego de la oferta y la demanda.  Ese gran debate que comenzó en 1917 terminó con la victoria del liberalismo sobre el socialismo en 1989.   Sólo en algunos países como en Venezuela se aferran a una ideología derrotada en su empeño de llevar a Venezuela a la felicidad cubana.   Los chinos recapacitaron en 1978 y en veinte años están a punto de tener la economía más grande del mundo.

Muñoz Marín que en un tiempo era socialista e independentista fue rectificando, primero con la independencia y luego con el socialismo. Pero algo de que aquella inspiración le quedó al partido de los rojos  y aunque no fue tan catastrófico el desastre como en la Unión Soviética o en Cuba, el desastre llegó  a Puerto Rico.  Hoy lo vemos en el caso del sistema de retiro de los empleados públicos y de los maestros, con el agravante de que los maestros no cotizaron para el Seguro Social.  Ahora el ELA está quebrado y  los maestros están sin pensión y sin seguro social.  Es decir, “up the creek and without a paddle.”

Puerto Rico necesita reactivar su economía. Pero no se puede continuar con el mismo modelo porque es evidente que el modelo de la exención contributiva ha culminado en una descapitalización de la economía y en una fuga de intelectuales y de capital humano.

Ahora lo que procede es aceptar el dictado cristiano de ”Dar al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios.”  A la vida hay que ir con dos sacos. Uno para dar y otro para recibir.  Puerto Rico que en realidad es una economía regional de los Estados Unidos tiene que someterse a la disciplina del IRS.  El resultado es sustituir el crédito contributivo a las corporaciones por el crédito al trabajo.  Si el PNP de verdad fuera un partido estadista, hace tiempo que ya le habría explicado este concepto al pueblo.  …

Estamos de vuelta a los años treinta donde un capital absentista vive de la miseria del pueblo y no hay quién  lo confronte porque  el único que lo puede controlar es el IRS y la gran parte de  la intelectualidad puertorriqueña  que queda está comprometida con la República Quebrada.

 

Shortlink:

Marcha En Contra de los Aumentos y Abusos

Posted by on 12/23/2013. Filed under Seminarios. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry
La Estadidad es una, pero cada cual la aprecia a su manera, por eso a veces parecemos divididos, pero es que somos realmente democráticos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

El PPD ha sido Peor y Peor: AAV Peor que Sila; Sila Peor que RHCIII; RHCIII Peor que RHCII; RHCII Peor que RHCI; y RHCI Peor que RSV.
... ser Puertorriqueño es decidir con valentía, respetar a tu familia, hacer y no criticar, pero sobre todo, ser Puertorriqueño es no rendirse ...